Mazinger Z - Puños fuera - Chapa - Imán

0,83 €
Impuestos incluidos
Chapa o imán
Tamaño diámetro
Cantidad

Es oir la frase "puños fuera" y se me pone la carne de gallina.

 

 

 

Mazinger Z (マジンガーZ Majingā Zetto) una serie de manga y anime creada por el dibujante y guionista japonés Gō Nagai. En la ficción, Mazinger Z fue el primer robot gigante tripulado, marcando las bases del género mecha. El precursor de series como Voltron, Macross, Robotech, Transformers, y Evangelion. La historia de la serie trata sobre un grupo de científicos que disponen de un robot gigante en su lucha contra las fuerzas malignas del Dr. Hell (también conocido como Dr. Infierno en algunos países de habla hispana). El manga fue publicado por primera vez el 12 de septiembre de 1972 en el semanario Shōnen Jump.2 En 2009, la serie se reeditó en un nuevo manga titulado Shin Mazinger Shōgeki! Z hen que incluyó novedades en la historia. El anime de Mazinger Z, por su parte, se estrenó en el canal Fuji TV el 3 de diciembre de 1972.

10000 Artículos

No hay ninguna opinión por el momento.

16 otros productos en la misma categoría:

Candy Candy - Taza

8,22 €

Candy Candy cuenta las vivencias de una chica huérfana llamada Candice "Candy" White y si la conoces, te romperá de nostalgia.

Yo soy rebelde porque el...

8,22 €

Yo soy rebelde 
porque el mundo me ha hecho así 
porque nadie me ha tratado con amor 
porque nadie me ha querido nunca oír.

Front Popular de Judea -...

Desde 0,83 €

Val.- Amb este partit polític torne a creure en les votacions generals.

Cast.- Con este partido político vuelvo a creer en las votaciones generales.

La figa em fa palmes - Tassa

8,22 €

Val.- L'alliberament sexual ens ha regalat que quan t'abellisca pugues dir que la figa et fa palmes i molt més, clar que sí.

Cast.- La liberación sexual nos ha regalado que cuando te apetezca puedas decir que la figa em fa palmes y mucho más, claro que sí.

Estic fins la figa - Tassa

8,22 €

Val.- I és que hi ha moments en la vida que no tens la figa per a fanalets

Cast.- Y es que hay momentos en la vida que no tienes el chichi para farolillos